Tributo a Santa Teresita, 6 de setiembre 2016


Santa Teresita pLa conversión de un criminal.

“En marzo de 1887, tres mujeres murieron en Paris y se culpó de tan horrible crimen a Enrique Pranzini. Todo hacía creer que moriría impenitente, pero yo me propuse a toda costa impedir que se condenara eternamente, y para ello empecé a ofrecer a Dios todos los méritos de nuestro Señor Jesucristo, las obras buenas que se hacen en la Iglesia, mis pequeños sacrificios… Aunque la prensa lo llamaba monstruo…yo lo llamaba “mi hijito espiritual”. Y le decía a Dios que estaba segura que Él lo perdonaría.  Al día siguiente, en el diario “La Cruz” salió la noticia que tanto esperaba: “Aunque Pranzini no quiso confesarse, sin embargo, en el momento en el que iba a llegar a la guillotina, de repente, por una súbita inspiración, volteó la cabeza hacia el sacerdote, tomó el crucifijo que este le presentaba y besó tres veces las cinco heridas del crucificado”…. Había obtenido “la señal” que le había pedido a nuestro Señor y esto me animó a seguir rezando por la conversión de los pecadores.” Historia de un alma, Santa Teresita de Jesús.

Reflexión:

Hay fases de la vida de Santa Teresita que me asombran.

El sábado, 3 de setiembre, Santos Delgado del Carmen, conocido, hoy como El Verdugo, asesinó a cuatro mujeres en el barrio Villa Esfuerzo del sector El Almirante, en el municipio Santo Domingo Este. Roberta Angomás Céspedes, su compañera, a la hermana de esta, Yinauri Delgado Angomás; a la mamá de su compañera, Luz Agripina Céspedes Gerónimo y su vecina Ana Luisa Ventura Germán. Un crimen brutal porque al ver que se le acabaron las balas, las apuñaleó.

Cuando uno de sus hijos que estaba afuera le pregunto: “Papi, ¿qué hiciste con mi madre, mi hermana y mi abuela…?”. El asesino respondió: “Ya resolví ese problema”.

Nadie quiere saber de ese hombre. Le llaman El Verdugo, y no aceptan que le otorguen ninguna concesión. Debe cumplir cadena perpetua hasta el final o muerte. La sociedad lo rechaza y no lo quiere a su lado. El único derecho que le otorga es cumplir su condena. La razón se basa en que no es confiable. Y la neurociencia afirma que por la configuración de su cerebro, pudiese reincidir.

Pero hay una posibilidad de que esa persona se recupere y en el Reino de los Cielos, con su arrepentimiento y conversión antes de morir, porque en el Reino de los Cielos, nadie tiene configuración cerebral, eso se pierde cuando la materia se pudre o se convierte en polvo, y libre de esa mácula, su alma puede ser recuperada. ¿Sabría esto Santa Teresita o actuaba a pura intuición? (r. w.)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s